Sobre cimientos sólidos

Mammut 350 demuestra su fortaleza en el desierto de Atacama

Datos de importancia

  • Proyecto
    • Molino de bolas, Mantos Blancos, Chile
  • Cliente
    • Promet SpA, Chile
  • Sistemas de MEVA
  • Planificación y asesoría
    • GFS Global Formwork & Scaffolding, Chile

De cara a estos parámetros, el nuestro distribuidor de encofrados GFS Global Formwork & Scaffolding tenía que apostar por una técnica de encofrado muy robusta.

En la Región de Antofagasta, en el norte de Chile, Mantos Copper extrae a tajo abierto minerales de óxido de cobre para la obtención de concentrado de cobre. La modificación de la planta de la mina Mantos Blancos busca aumentar la producción a 50.000 t anuales, al tiempo que reduce los costos operativos.

El proyecto que la empresa Promet realiza, y que se extenderá hasta finales del 2020, comprende ampliaciones y montajes de las líneas de óxido de cobre y sulfato de cobre, así como una planta de concentración. Un componente importante es la construcción de un molino de bolas, un dispositivo mecánico de forma cilíndrica que se utiliza para moler la roca extraída. La correspondiente edificación para el molino de bolas tiene 28,50 m de largo, 17,20 m de ancho, hasta 14,00 m de alto y se basa sobre un enorme fundamento de 2,80 m de grosor.

Las clasificaciones sísmicas, la masa de la construcción así como las cargas dinámicas dadas por los golpes y la fricción del molino exigían que se vaciara 1.400 m³ de concreto en un plazo de 40 horas sobre la grava del desierto de Atacama. De cara a estos parámetros, el nuestro distribuidor de encofrados GFS Global Formwork & Scaffolding tenía que apostar por una técnica de encofrado muy robusta. Así pues, se utilizaron paneles Mammut de 300 cm de altura del fuerte sistema de encofrado para aplicaciones industriales con una resistencia a la presión del concreto fresco de hasta 100 kN/m².

Por ser una empresa experimentada y especializada en construcciones de gran formato, GFS proporcionó asesoría en cuanto a los métodos de construcción para encontrar una solución segura y práctica para el montaje. Con el fin de sostener adicionalmente contra la presión hidrostática los paneles Mammut fijados exteriormente con apuntalamiento inclinado, el proveedor de encofrados apostó por el cálculo y la disposición de anclajes especiales. Desde fuera se atornillaron varillas de anclaje doble, que proporcionaron un apoyo estable gracias a su poder de tracción. GFS asesoró al cliente en el cálculo de la velocidad de vertido, el control de las juntas frías y la preparación de las juntas de construcción.

El sistema de encofrado Mammut 350 tiene una importancia particular para la empresa GFS. "Con sus paneles de hasta 3,50 x 2,50 m, el sistema es de lejos el de mayor tamaño en el mercado chileno. Asimismo, necesita muy pocos accesorios por metro cuadrado, lo que incrementa considerablemente la productividad", subraya Rodrigo Muñoz, gerente general de GFS. Y lo que no es menos importante, el socio de MEVA se muestra encantado por la duradera placa plástica alkus, que es fácil de limpiar y de reparar. El encofrado Mammut no se utilizó solamente para la construcción de los cimientos sino también para las estructuras verticales, constituyéndose en todo el sentido de la palabra "en el cimiento del éxito" de la construcción de esta obra.